"Una pluma, pesa; el amor por inmenso que sea, no" (Pedro Rivera García)

lunes, 22 de noviembre de 2010

No es una noche más

Cuando las salidas nocturnas se convierten en algo esporádico, bien por la edad, bien por una economía poco boyante o bien por ambas cosas, como es mi caso, el hecho de salir un sábado por la noche por la zona de Moncloa, siendo ésta una de las de mayor ambiente juvenil de Madrid, se convierte en todo un acontecimiento social.

¿ La excusa ? Un nuevo concierto de El Desván del Duende en la Sala Penélope.

Cita ineludible, no ya por el concierto en sí, sino por el cariño y la amistad que a esta familia le une con los componentes de este grupo y a los que siempre nos resulta un placer volver a ver por estas tierras.

Y allí acudimos la parte adulta de esta familia de cuatro, porque las leyes actuales, en una incongruencia total, no permiten la entrada a estas salas de menores aunque estén acompañados de un adulto debido a que en estos lugares se fuma y bebe y sin embargo sí se les permite en cualquier otro recinto de grandes dimensiones. Es decir, que mis hijas no pueden culturizarse con el arte de este grupo español en una sala de conciertos, pero sí pueden ir a ver por ejemplo a AC/DC al Palacio de los Deportes, aunque allí se beba, fume o se desmadre la noche sin control.

Pero como fieles cumplidores aunque no las compartamos, acatamos las leyes y allí nos presentamos.

Pronto en la sala, encontramos caras conocidas. Amistades forjadas en conciertos anteriores y que se afianzan con el paso del tiempo. Copas de rigor y a disfrutar como siempre del buen hacer de este grupo de amigos y músicos o viceversa.

Del concierto en sí hablaré poco, porque sería un calco de alguna que otra crónica que ya he realizado anteriormente.

El sonido, puede que no fuera el mejor posible, pero en una sala llena en la que se percibía el mismo buen ambiente en el escenario y entre los que allí nos congregamos, ¿a quién le podía importar? Éxito rotundo, como no podía ser de otra forma y concierto de esos que se hacen cortos sin serlo.

Sólo una reflexión. Mientras sonaba “Nudo Marinero” y apoyado en unas de las barras del local con una cerveza en la mano, se me hizo otro tipo de nudo en la garganta, al percatarme que el tipo de mayor edad que allí había, era yo. Pero al siguiente trago, me pregunté, “ ¿y? “.

Y así acabó mi reflexión.

El post-concierto, siempre me resulta como la guinda que da el toque de perfección a un pastel, y esta vez volvió a ser así.

Siempre sabes cómo comienza una noche desvanera, pero su fin siempre debemos dejarlo entre interrogantes y ésta fue una más.

Encuentros, saludos y abrazos con todos, para acabar en la barra de un bar mejicano al que aplicaré el adjetivo de “bendito”, porque servir cervezas de una primera marca que comienza por “HEI” y acaba en “NEKEN” a un euro, es para llamarlo así y más.

Y allí pude conocer en una larga charla, algo más de la personalidad de otro de los componentes del Desván con el que hasta ahora no había tenido una conversación de esas que a mí me gustan en un ambiente relajado y entre amigos. Y como esperaba, el Sr. Jorge Solana, no me defraudó. Todo lo contrario.

La sencillez, simpatía y cercanía demostrada, resumen a las claras lo que es este gran guitarrista y mejor persona. Mi agradecimiento por ello.

Y como suele ocurrir cuando uno se encuentra a gusto, las horas parecen minutos y éstos segundos. Casi sin darnos cuenta nos vimos más cerca de las seis que de las cinco y teníamos que marcharnos, así que entre abrazos, buenos deseos y promesas de encuentros futuros, dimos por finalizada otra deliciosa noche desvanera de esas que hacen que no sea una noche más.

17 comentarios:

Yolita.aguilera dijo...

Ahi Luismi,que gran noche eh!!La verdad es que a estas alturas es dificil encontrar gente con la que conectar y si encima son tan diferentes como nosotros...lo cual me hace pensar que lo que no haga el Desvan no lo hace nadie!!La verdad es que lo de la buena gente pare un topico o una expresion pero en este caso no es asi,todos y cada uno de esos locos que nos hacen disfrutar en cada concierto,en casa,en el coche...son tela de buena gente,y eso amigo tampoco es facil,con lo cual si juntamos todos los ingredientes pues no queda otra que tener una noche perfecta!Adoro las noches Desvaneras y con vuestra compañia,mas!!besos

luismi dijo...

¡Qué te voy a contar que no sepas tú ya! Pues que es así y que sólo espero que no cambie. Gracias también a vosotros por vuestra compañía y vivan las pulseras de colores, jeje.

Un beso

Estrella Altair dijo...

Hola chaval...

vaya nochecita buena, con amigos, buena música, buena compañia y buenas vibraciones..

todo completo..sabiendo que sólo es mayor de verdad el que se hace viejo y arroja la toalla de aprender y cambiar.

y no es tu caso.. alma inquieta..

Besos

luismi dijo...

Hola Estrella; yo en estos casos, digo lo mismo que Picasso:

"Cuando dicen que soy demasiado viejo para hacer una cosa, procuro hacerla enseguida"

Seguiré siendo un alma inquieta mientras pueda y me dejen.

Besos musicales

Yolita.aguilera dijo...

Si,si que vivan las pulseras de coloresy Santi que se porto genial con todos,pena me dio quitarmela!!Por cierto creo que han sido las pulseras V.I.P peor usadas de la historia!!jajaja

Susurros de Pensamientos dijo...

Hola amigo Luismi.

Parece que la noche fue fabulosa , el concierto todo un éxito , amigos encantadores y ambiente perfecto.¿Que más puedes pedir?

Lo de la edad , pues que le vamos a hacer , ya sabes de antemano que todo perfecto no puede ser , pero vamos a ver si tu alma es todavía joven eso es lo que realmente importa.Y disfrutaste como un jovencito...;)Que sigan existiendo noches como esas...

Un Abrazo grande.

luismi dijo...

Pues ahora que lo dices Yolanda, me parece que así es. Pero no me quejo y la verdad es que Santi se portó genial. En una misma noche, macetas y pulseras de colores. La combinación perfecta.

luismi dijo...

Amiga Vicky, la noche fue genial. Mucho mejor de lo que esperaba, porque no iba yo con mucho ánimo. Pero como suele suceder, cuando menos lo esperas, mejor lo pasas. ¿La edad? ¿Qué edad?

Besos.

Sombragris dijo...

Luismi...te podria decir te envidio...pero es que...el 10 de diciembre los veo en Cai...jejejej....que son unos tios cojonudos es quedarse corto (por eso atraen sobre todo a gente cojonuda ya sabes Luismi,Monica,Suso etc)...JOrge es un gran tipo,timido,sencillo, y compartimos en el caracter algunas cosas...es un tio franco(como todos ellos)...sobre lo de las salas que no permiten la entrada a menores yo ya lo sufri en Jerez...mi hija menor (que tenia muchisima ilusion para ver a su amigo Miguel) se quedo fuera entre lagrimas....a ver cuando coincidimos...quiero acercarme a Badajoz a principio de primavera...a ver si podemos organizar un encuentro por alli cerca...un abrazo de tu "veterano" amigo que piensa como tu, no dejar rama en pie....

luismi dijo...

Muchas gracias amigo mío. Afortunado eres por poder verlos en Cádiz, del que guardo unos recuerdos maravillosos, no ya por la tierra sino por sus gentes. Te deseo lo mejor en ese encuentro con amigos. Lo de Badajoz, ojalá pueda producirse. Seguiremos en contacto.

Un fuerte abrazo.

Susurros de Pensamientos dijo...

¿Edad ? uiss.. ¿ quién dijo edad ?

Miguel Vivas dijo...

Amigo Luismi, maldigo al tiempo que me ausenta de tus rincones... Por suerte o desgracia atravieso una etapa en la que apenas alcanzo a descansar levemente en forma de visita, pero pronto espero volver a la calma. Siento no haber sacado tiempo para compartir ese ratito nuestro, pero más adelante habrá más. Gracias por seguir ahí, besos y mordiscos.

BEATRIZ dijo...

Uff! hace tanto no hago una noche así, desde que mi familia de cuatro miembros se formó, una eternidad.
gracias por tu experiencia compartida y tu enlace.
SALUDOS

luismi dijo...

Amigo Miguel, me alegro que hayas vuelto por aquí, aunque haya hecho un alto en el camino hasta que me encuentre con nuevos ánimos de continuar con mis historias de siempre. Lástima que el otro día no pudiéramos tomarnos esa cerveza que tenemos pendiente y aún más a 1€ la Heineken, jeje. Ya tendremos más oportunidades, seguro. Te sigo leyendo, que no siempre comprendiendo como ya sabes, jeje.

Un fuerte abrazo amigo.

luismi dijo...

Me alegro Beatriz que te haya gustado esa experiencia. Realmente, aunque sean pocas a lo largo del año, creo que así se disfrutan aún más. ¡ Que tengas muchas como esta !

Besos

Maria Rosa dijo...

Es necesario que de vez en cuando, uno/a salga con o sin rumbo para degustar un poco la vida social de noche. Yo reconozco que no soy demasiado nocturna, pero si para asistir a conciertos de buena musica, así que entiendo mucho tus razones, que ademas aprovechaste para una buena charla. Así da gusto, completar la velada.

luismi dijo...

Yo realmente tampoco salgo demasiado, pero tratándose de esta gente, es una cita casi obligada, porque se mezcla la buena música y la amistad. Un cóctel que nadie debe dejar de degustar. Por cierto, si te animas, esta buena gente actúa el próximo 9 de marzo en Barcelona en la Sala Apolo II. Te recomiendo que veas el concierto y cruces cuatro palabras con ellos. Te sorprenderán. El enlace a su web lo tienes en este mismo blog.

Un beso.